Recíbelos en tu Reino Señor

Amado y Misericordioso Dios. Gracias por el regalo de la vida. Gracias por el regalo del descanso eterno.

Por la fe que tenemos en Jesús que ha vencido a la muerte y nos prepara un lugar en la casa del Padre donde hay muchas habitaciones para todos sus hijos, concédenos por la intercesión de la Virgen María, morir en la gracia de Dios, entrar a la nueva Jerusalen y gozar de la vida eterna, para alabarte con tus ángeles y santos por los siglos de los siglos.

Amén.

Enviado por: Lourdes

¿Te gustó la oración?

Compartir

¿Quieres compartir con nosotros una oración?